Principal  > Cómo leer un informe de crédito comercial
 Compartir  Versión para impresora  correo electronico

Cómo leer un informe de crédito comercial

Adaptación de contenido original de American Express® OPEN Small Business Network

Si debe decidir si darles crédito a los nuevos clientes, debe evaluar la confiabilidad de los proveedores potenciales, o debe analizar el estado de crédito de su empresa, es buena idea pedir un informe crediticio. El informe de crédito comercial típico brinda una instantánea de la historia crediticia de una empresa, en la cual figura cómo paga sus cuentas y cómo maneja otras obligaciones financieras. Estos informes le pueden ayudar a acotar el riesgo, identificando señales de alerta relacionadas con los problemas crediticios potenciales de los clientes. También lo ayudan a determinar si su empresa resulta atractiva para sus proveedores desde este punto de vista.

Su análisis del informe crediticio debe comprender una revisión de las siguientes áreas:

  • Calificación del riesgo crediticio

    Muchos informes de este tipo incluyen un sistema de calificación que mide el riesgo potencial de morosidad. Estas calificaciones se basan, por lo general, en el análisis de una variedad de factores crediticios, tales como el desempeño en los últimos pagos y las acciones legales iniciadas. Pueden servirle para tomar una decisión sobre el otorgamiento de crédito con rapidez. Hay que tomar con gran precaución la calificación de “alto riesgo”.

  • Historia de pagos

    Analice los pagos que la empresa ha efectuado en el pasado, para tener indicios sobre cómo maneja sus obligaciones. Observe tanto la puntualidad en los pagos como las tendencias. Sí, por ejemplo, usted nota que alguien solía hacer pagos mínimos en su tarjeta de crédito y ahora paga el saldo total todos los meses, esto puede ser un signo de que la empresa ha desarrollado un flujo de ingresos estable, y que por lo tanto ha mejorado su riesgo crediticio. También es útil observar la historia de pagos de una empresa en comparación con otras que actúan en el mismo campo de actividad. Esto le dirá si sus patrones de pago están de acuerdo con la práctica normal en el mismo. Cuando estudie su propio informe, fíjese qué tendencias similares revela. Éstas podrían ser advertidas por sus proveedores.

  • Información y antecedentes de la empresa

    Los informes crediticios incluyen el nombre, dirección y números de teléfono de la empresa. También pueden dar información sobre el tipo de negocio o campo de actividad, sobre la cantidad de empleados, las cifras de ventas, la figura legal de la sociedad y sus funcionarios clave. Revise esta información y asegúrese de que coincida con los propios registros de su empresa. Si no es así, será necesario que se ponga en contacto con la organización que emite el informe para pedir explicaciones. Esté alerta ante la existencia de nombres ficticios usados para intentar ocultar a los propietarios reales de una empresa y que pueden ser un indicio de que se intenta ocultar información.

  • Cuestiones legales

    Estos informes contienen información sobre quiebras, demandas legales vigentes, embargos y juicios que le pueden ayudar a identificar qué nuevos clientes pueden representar un riesgo crediticio, o qué proveedores pueden no ser confiables. Tenga en cuenta que son muchas las empresas que en algún momento debieron enfrentar una demanda u otras acciones legales. La presencia de un caso pendiente no es necesariamente significativa. Por otra parte, las empresas que han sufrido embargos o que han quebrado deben ser evaluadas con sumo cuidado.

  • Acciones para el cobro

    ¿Tiene la empresa antecedentes de omitir el pago de sus cuentas, o de que se tomen acciones de cobro contra ella? Tenga en cuenta que ciertos pagos con retraso pueden deberse a desacuerdos sobre mercaderías o a otros motivos ajenos a lo financiero.

  • Antigüedad de la empresa

    Fíjese cuánto tiempo ha funcionado la empresa. En términos generales, las empresas que cuentan con varios años de funcionamiento suelen manejar mejor su dinero que las empresas más nuevas. Es cierto que las empresas nuevas pueden representar poco riesgo crediticio, pero en estos casos es necesario investigar más su capacidad de endeudamiento. En el caso de las empresas nuevas, observe los informes sobre los créditos personales de quienes las dirigen. Esto le permitirá saber cuán diligentes son en el manejo de sus cuentas.


Copyright © 1995-2014, American Express Company. Todos los Derechos Reservados
 Compartir  Versión para impresora  correo electronico
Calificaciones (0)
If you are a human, do not fill in this field.
Haz clic en las estrellas para calificar este artículo.
  
PyMESCursoContratos.jpg

 

Comentarios